13 de julio de 2009

Definición de dieta y plan de alimentación

Continuamente se relaciona el término dieta con enfermedades o con reducción de peso, cuando en realidad una dieta es el conjunto de alimentos que un individuo consume al día, ya sea de manera aislada, combinada o elaborada; es decir, todos llevamos una dieta (pues todos comemos a lo largo del día) que refleja y define el carácter del grupo sociocultural al que pertenecemos.

Existen diversos factores que predisponen nuestra dieta, tales como la disponibilidad de los alimentos, la temporada, la ubicación geográfica, los gustos, las costumbres, la religión y los hábitos.

Por su parte, el plan de alimentación o régimen especial es aquel que realiza un especialista (nutriólogo) para que el individuo lo realice cotidianamente; el seguimiento de este régimen le permitirá a la persona preservar o mejorar su salud, corregir deficiencias, alcanzar su peso saludable y, sobre todo, mantenerlo. Esta dieta se realiza tomando en cuenta los nutrientes, textura, sabor y presentación necesarios para el individuo según su estado de salud, peso, estatura y edad, con el fin de lograr un adecuado crecimiento, desarrollo y funcionamiento.

Al evaluar la dieta se toman en cuenta las características de un régimen recomendable o laa características de una dieta ideal:

-Completa: es decir, que cubra los requerimientos de nutrientes combinando todos los grupos de alimentos, pues ningún alimento posee todo lo que se necesita sino que se complementan unos a otros.

-Equilibrada: debe encontrarse en las proporciones adecuadas de nutrientes necesarios para nuestra salud, incluyendo todos los grupos de alimentos.

-Variada: que la dieta diaria incluya todos los grupos de alimentos y se intercambien diariamente los alimentos, así como sus preparaciones y presentaciones, pues éstos son similares según el grupo al que pertenecen, pero sus cualidades y aportes son diferentes. Se recomienda utilizar los alimentos de la estación, modificando entre cada comida colores, sabores y texturas, según las costumbres o gustos personales o familiares.

-Inocua: los alimentos deben estar en perfecto estado higiénico, libres de microorganismos dañinos, toxinas o contaminantes; al ser consumidos o procesados se debe evitar la contaminación, tampoco se deben consumir si hay riesgo de que estén contaminados o en estado de descomposición, pues esto representa un peligro para la salud.
-Suficiente: debe cubrir las cantidades necesarias de nutrientes según la edad, peso, estatura y estado de salud. La suficiencia será determinada por nuestro organismo a través del hambre y la saciedad.

-Adecuada: que vaya conforme los gustos, cultura y recursos económicos de quien la consume.
Así que la proxima vez que nos pregunten que si estamos a dieta digamos que sí, pues en realidad todos lo estamos, durante toda la vida y lo estaremos, la palabra dieta viene de un vocablo griego que significa regimen de vida, hay que evaluar nuestros regimenes de vida y observar si se acercan a lo ideal, de no ser así consulta un especialista para que te realice un plan de alimentación adecuado para ti, recuerda que la dieta es uno de los factores que influyen en las enfermedades cronicodegenerativas, es hora de cambiar.